La FIFA ya tiene la mayoría para aprobar el Mundial cada dos años

Infatino aseguró que cuenta con el apoyo de gran parte de las federaciones, aunque no el de la Conmebol ni la UEFA. La curiosa situación con el representante de la isla de Guam.

Un proyecto de 700 páginas, “palitos” a la Conmebol y la UEFA, el representante de una federación que se quedó dormido en plena videoconferencia y, sobre todo, la posibilidad cada vez más certera de que el Mundial pase a realizarse cada dos años. Estos fueron los puntos más salientes de la cumbre global que celebró este lunes la FIFA para debatir la iniciativa de una Copa bienal, plan para el cual el ente presidido por Gianni Infantino ya cuenta con el favor de la “mayoría” de las federaciones miembro -según afirmó el propio dirigente- aunque no el de las sudamericanas ni europeas.

“La mayoría se mostraría a favor. Nosotros queremos mejorar al fútbol y vamos a continuar con el diálogo”, aseguró Infantino en su discurso ante los representantes de las 207 federaciones presentes vía Zoom -por la AFA estuvo su presidente, Claudio “Chiqui” Tapia- en la exposición. El mandamás de la FIFA no estuvo solo en su exposición, lo acompaño el francés Arsene Wenger, emblemático exDT del Arsenal inglés y actual director de Desarrollo del Fútbol Mundial dentro de la institución rectora de la disciplina.

Durante las casi dos horas de exposición en Doha, Qatar, la FIFA explicó los beneficios económicos que tendrá la modificación de los calendarios a partir de 2024 y la reducción del tiempo entre los Mundiales. De acuerdo a las proyecciones, en cuatro años los ingresos crecerán hasta en 4.400 millones de dólares, lo que representa un total de 19 millones para cada uno de los países miembro.

“Es un proyecto muy importante que ayudará a cerrar la brecha entre los que tienen y los que no. Todo el mundo se beneficiaria, los grandes, los pequeños, los ricos y lo pobres. Todos tendrían posibilidades adicionales de jugar y tendrían ingresos adicionales protegiendo a las ligas y pensando en los aficionados”, indicó Infantino.

El presidente de la FIFA manifestó que hoy en día el 70 por ciento de los ingresos de las selecciones nacionales está en Europa y el 30 en el resto del mundo. Con la propuesta que comanda, señaló, los porcentajes se igualarían hasta un 60-40 sin perjuicio para Europa porque ganaría 2.000 millones de euros más que con el 70 por ciento actual.

“El Mundial cada dos años es simplemente uno de los elementos del estudio. Hablamos del futuro del fútbol, del impacto que queremos para el mundo del fútbol. No podemos decir al resto del mundo que está muy bien, que el fútbol es global. En algunos países, pueden tener el Mundial cada dos semanas porque tienen a los mejores jugadores, pero en otros países no pueden ver a los mejores jugadores en toda una vida”, agregó el dirigente ítalo-suizo.

Conmebol y UEFA


En cuanto a la -por ahora- negativa de la UEFA, Infantino desafió: “Quizá la UEFA está en contra porque no había visto los números económicos que hemos presentado hoy. Además, hemos modificado el calendario teniendo en cuenta el comentario de las asociaciones europeas que no querían jugar todo en un mes”.

Sobre la Conmebol, en tanto, el presidente recordó que la “primera propuesta” para cambiar los calendarios surgió desde la propia Confederación sudamericana pero lamentó que “ahora cambió de idea”. Infantino, titular de la FIFA desde 2016, remarcó que la Conmebol tiene asegurado los 18 partidos de clasificación a los Mundiales, que podrá organizar la Copa América “cada dos o cuatro” años y que el calendario también le permitirá jugar amistosos “fuera de Sudamérica”.

Sueño guameño
Uno de los momentos de mayor repercusión de la exposición no tuvo nada que ver con fútbol ni proyecciones, sino que fue la imagen del representante de la isla de Guam dormido en plena videoconferencia. La captura de pantalla de Marvin Iseke, camisa “hawaiana” mediante, recostado sobre su silla y aparentemente en el quinto sueño fue compartida por el periodista británico del Times, Martyn Ziegler, dando lugar a un sinfín de bromas y memes.

Durante la conferencia de prensa posterior a la exposición, Infantino fue consultado sobre los dirigentes que se durmieron, pero salió del paso con elegancia sin apuntar hacia nadie. Guam está en la Micronesia, depende de Estados Unidos, tiene cerca de 170 mil habitantes y se ubica en el puesto 206 (sobre 210 federaciones) en el ránking de la FIFA.

El público joven

Otro aspecto al que Infantino le dio mucha importancia fue el de atrapar al público joven. “Si no queremos perder a los jóvenes del fútbol hay que ofrecerles posibilidades para emocionarlos. No hay nada como un Mundial cada dos años para esto. Se ha hecho una encuesta y la generación más joven quiere un Mundial con más frecuencia después de más de 100.000 votos”, dijo.

Así las cosas, la discusión seguirá en agenda a pesar de la mayoría favorable hacia el proyecto y que es posible que tampoco se tome una decisión en marzo próximo, cuando tenga lugar en Doha el congreso anual de la FIFA. Avanzar sin el apoyo de sudamericanos y europeos no está en los planes, por el momento.

El tema del prestigio

Cuestionado por si el Mundial perdería prestigio e interés al disputarse cada dos años en vez de cada cuatro, defendió que ese prestigio no depende del tiempo que tarde en organizarse entre uno y otro, sino de otros factores más importantes.

“El prestigio del Mundial es absoluto. No depende de su frecuencia. Si no, se tendría que jugar no cada cuatro, cada 40 años y sería diez veces más prestigioso. Un Mundial es prestigioso por la calidad que tiene y por el impacto global. 4.000 millones de personas miran el Mundial y los estudios nos demuestran que no habría ningún problema”, apuntó Infantino.

Artículos relacionados

Más Información