Se agrava la escasez y aumentan las filas para cargar combustibles en Posadas

La escasez de combustible a nivel nacional y la apertura de fronteras decretada por el Gobierno encabezado por el presidente Alberto Fernández a principios de noviembre pasado son solamente algunos de los factores que provocaron durante los últimos días interminables filas en estaciones de servicio de Posadas y otras localidades misioneras.

Una recorrida realizada por el equipo de Códigos durante la mañana de este viernes mostró esa postal reflejada ya desde las últimas semanas en diferentes surtidores capitalinos.

Según un informe elaborado por la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines de la República Argentina (CECHA), junto a la Federación de Empresarios de Combustibles de la República Argentina (FECRA), la Cámara de Expendedores de GNC (CEGNC) y la Asociación de Estaciones de Servicio (AES), alertaron sobre un posible desabastecimiento de combustibles para las fiestas, la temporada turística y la cosecha gruesa.

Por ello, las entidades “expresaron su preocupación por un combo de factores que pone en riesgo el abastecimiento de combustible para Navidad, Año Nuevo y el resto de la temporada turística. Ya hay faltantes en algunas ciudades de todo el país”. 

El documento expresa que “desde hace varios meses las estaciones de servicio vienen denunciando una crisis sistémica que ocasionó un faltante de combustible a lo largo de todo el país”, una situación de la que no escapa la provincia, cuyo resultado generó un desabastecimiento a gran escala.

De acuerdo a lo argumentado por empresarios del sector, la cuestión comenzó en pequeñas regiones de la Argentina, en estaciones de bandera blanca, pero ahora ya se ve en ciudades como Posadas y otras de la tierra colorada.

Artículos relacionados

Más Información